Aprende a mantener una cocina segura para niños

Los primeros años de los niños son los más importantes de su desarrollo porque comienza a hacer uso de todos sus sentidos para explorar el mundo y lo hacen cometiendo errores y probando toda clase de cosas y actividades. La cocina es un lugar de exploración que es considerado como uno de los sitos más inseguros en un hogar, por lo que a continuación presentamos una guía para mantener una cocina segura para niños.

Cocina segura niños

Evita toda sustancia que pueda ser venenosa. Nada de productos químicos al alcance de los niños, y por ello debemos entender que nada de químicos limpiadores, aceites, cloros etc. que puedan ser llamativos y bebidos o comidos por los más pequeños. Podemos optar por evitarlos en la cocina, ponerlos en un lugar muy alto o poner un candado si se almacenan en una parte baja. Para los niños son juguetes o pueden incluso verlas como bebidas así que debemos ponerlas fuera de su alcance.

Nada de frascos de vidrios u objetos lastimosos en la parte baja del refrigerador. Los niños saben que los refrigeradores son una fuente de alimentos y tratarán de abrirlo y sacar lo que se les antoje sin pensarlo más. Si lograran hacerlo en un descuido nuestro es mejor que los frascos de vidrios, jarras de agua, medicamentos y salsas o alimentos pesados para ellos se encuentren lo más alto posible, así evitaremos que un objeto pesado les caiga y los lastime o que consuman algo desagradable.Cocina segura para niños

No velas ni imanes pequeños en el refrigerador u adornos peligrosos. Es verdad que la cocina es una lugar de esparcimiento y de convivencia con la familia, sin embargo mientras los niños puedan ingresar a la comida evitaremos velas prendidas o calientes que puedan lastimarlos. Los imanes decorativos de tamaño también estarán fuera del alcance de los niños para que no tengan ese impulso de tomarlos del refrigerador y llevarlos a la boca.

Vigilar constantemente los cuchillos y los objetos calientes o flamables. No es necesario explicar lo que puede causar un cuchillo, una sartén con aceite hirviendo o una cajetilla de fósforos si un niño los toma. Estos objetos deben estar siempre vigilados y a una distancia considerablemente mayor.

Adquiere candados y barreras de seguridad. En muchas tiendas e autoservicio podemos encontrar variedad de seguros que pueden prácticamente cerrar y proteger cualquier lugar de la cocina. Hay candados para refrigeradores, cajones y barreras de seguridad para que no ingresen a la cocina. He aquí los mejores consejos para una cocina segura para niños, aunque no superan el consejo más importante: la supervisión hacia nuestros niños y una educación de los riesgos de estar en una cocina.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR