Aprende a pedir perdón y a perdonar

A la mayoría de seres humanos nos cuesta mucho trabajo el perdonar o pedir perdón, a veces ni siquiera podemos pronunciar la palabra, pero lo que muchos no sabemos es que el guardar rencores, odio, enojos, corajes, tristezas puede desencadenar en alguna enfermedad como el cáncer, es por eso que es muy importante el que aprendamos a pedir perdón y a perdonar, y de eso es de lo que hablaremos el día de hoy.

perdon

Consejos

Para lograrlo hay que dejar de lado el orgullo, ninguno de los seres  humanos somos perfectos, tenemos defectos y cometemos errores, así que, entendiendo esto será más fácil hacerlo, entender que también estamos inmersos en un ambiente cada vez más estresante,  que nos vuelve intolerantes, agresivos, muy cambiantes de estado de ánimo, y esto hace que nos dañemos más entre personas, a veces nos portamos mal con las personas o decimos cosas que llegan a lastimarlas, y en el momento no sentimos más que el enojo, pero más tarde viene el sentimiento de culpa o de arrepentimiento, pero no nos atrevemos a pedir perdón, o a perdonar si estás del otro lado en el que eres tú al que han lastimado.

A veces el remordimiento y la conciencia de haber hecho algo mal o inapropiado, pesa mucho, y lo primero que debemos hacer es aprender la lección, reflexionar el evento o la situación, sacar las posibles causas que detonaron que te comportarás de esa forma, que te llevaron hablar así o a realizar esa acción, y debes recordar que todos cometemos errores y tener la humildad suficiente para pedir perdón, y si estás en el otro lado donde tú eres el que tiene que perdonar, recordar lo mismo, y tratar de pensar las causas que llevaron a la persona a decir esas palabras o a realizar esa acción.

Llegar al punto en el que tengamos que decir estas palabras, “Reconozco que dije o hice esto que te lastimó, me duele haberlo hecho y lo lamento en verdad. Asumo que me equivoqué y cargo con ello, perdóname”. La persona a la que lastimamos, al escuchar estas palabras, estará consciente que reconocemos que hicimos mal y que estamos arrepentidos, por lo tanto sabrá perdonarnos y nosotros habremos madurado al aceptar nuestra responsabilidad.

No hay que dejar que la soberbia nos impida decir lo siento, y esa misma soberbia nos impida perdonar al otro. Debemos ser más humanos y humildes, y reconocer que todos cometemos errores.

Espero les sea de gran ayuda esta información y la pongan en práctica.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies