Cómo lucir siempre joven con mascarillas de miel

La miel es un maravilloso alimento que contiene propiedades antioxidantes debido a que contiene ácidos fenólicos y enzimas como la catalasa y la glucosa oxidasa los cuales protegen a las células de los radicales libres que son los causantes de la formación de tumores y la oxidación de las células, por eso el consumir este alimento ayuda mucho a la salud de nuestro cuerpo, pero además se puede utilizar exteriormente en cabello o piel para mantenerlos también sanos y radiantes, por eso en esta ocasión te vamos a decir cómo lucir siempre joven con mascarillas de miel.

mascarillasmiel

Mascarillas de miel para lucir siempre joven

La miel además de nutrir nuestro cuerpo también ayuda a exfoliarlo de manera suave e hidratar la piel, también ayuda a regenerar las células del cuerpo y la piel haciéndola lucir más radiante y joven.

El solo aplicar miel sobre la piel y dejarla reposar por 20 minutos nos ayuda a humectar, exfoliar y darle luminosidad a ésta, pasados los 20 minutos enjuaga con agua tibia de manera abundante.

Para hacer una loción de limpieza y exfoliación para nuestra piel, se mezclan 2 cucharadas de almendras molidas con el jugo de medio limón y una cucharada de miel, revolvemos bien, luego al aplicarla masajeamos suavemente en forma circular sobre el rostro o cualquier otra parte del cuerpo y enjuagamos con agua tibia.

Si lo que quieres hacer es una mascarilla facial hidratante y reafirmante, mezcla 1 cucharadita de glicerina, la clara de un huevo, 1 cucharada de miel y 1 cucharada de harina de trigo o la necesaria para formar una pasta,  una vez mezclados todos los ingredientes, puedes aplicarla en rostro, cuello o cualquier otra parte del cuerpo, y deja reposar 10 minutos, luego enjuaga con abundante agua tibia.

Otra mascarilla que te ayudara a suavizar la piel seca es mezclando 1 cucharadita de leche y 1 de miel, mézclalas bien, y aplica sobre el rostro o bien cualquier parte del cuerpo que quieras hidratar y suavizar, dejas reposar por 10 minutos y enjuaga con agua tibia.

Si tienes zonas ásperas en tu cuerpo, mezcla ¼ de cucharadita de jugo de limón con 1 cucharada de aceite vegetal o de oliva y 1 cucharada de miel, mezcla muy bien, aplica sobre la zona deseada que por lo general son codos, talones, rodillas, manos o pies y deja reposar por 10 minutos, enjuaga con agua tibia o fresca.

Para iluminar y rejuvenecer la piel, mezcla 2 cucharadas de harina de garbanzo o bien harina de avena con ¼ de cucharadita de cúrcuma, y lentamente agrega un poco de miel y leche hasta que consigas hacer una pasta suave pero no liquida, luego aplícala en rostro, cuello o cualquier otra parte del cuerpo, deja reposar 15 minutos y enjuaga con agua tibia y al final con agua fría.

Espero les sean de gran ayuda estas mascarillas para lucir una piel hidratada, joven, radiante, pues la miel tiene muchas propiedades entre ellas la de hidratación, lo cual es importante para mantener la piel suave y elástica de forma natural.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR